Manifiesto del filósofo o Elogio al aburrimiento

Manifiesto del filósofo o Elogio al aburrimiento


Hay quienes piensan que en el verano, en  nuestro merecido y ganado periodo estival, lo que dominará nuestras vidas será el aburrimiento. Y posiblemente sea cierto; totalmente cierto. Pero esto no debe ser malo.

El aburrimiento, bien entendido, es el motor de muchas cosas en nuestras vidas. El aburrimiento, esa sentimiento tan denostado y tan criticado por nuestros padres y por el sistema educativo, es el mayor impulsor para realizar cosas que jamás nos atreveríamos a hacer; el aburrimiento nos impulsa a hacer cosas hasta entonces inimaginbales inimaginables, que seguramente marcarán la diferencia en nuestra existencia. Como afirman hoy en día algunos científicos, el aburrimiento es una excelente herramienta de prevención, si uno se aburre es que algo va mal, algo estamos haciendo mal y es mejor (y necesario) cambiar.

El aburrimiento seguramente haya inspirado algunas de las ideas más importantes de la humanidad. Y también algunas no tan importantes, pero este sentimiento tan desconocido nos impulsa siempre (aunque casi habría que decir nos obliga) a percibir la realidad de forma distinta, a  soñar muchas veces despiertos y propicia las ideas más innovadoras, claves para un buen filósofo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s