El nihilismo en la música pop

El nihilismo en la música pop

El polémico filósofo alemán Nietzsche ha cautivado muchos corazones, pero no sólo de filósofos, tamnbién de escritores, músicos, pintores, etc. son deudores de su pensamiento.

Uno de los conceptos claves de su pensamiento que ha inundado la música es su nihilismo  (de nihil, “nada” en latín). Nietzsche defendía que la vida no tiene sentido, que es puro caos, y que dentro de ese caos, debe surgir el hombre original, creativo, autocreador.

Y mientras esperamos que surja, sigue existiendo por mayoría absoluta el hombre pesimisa, negativo, que se rinde fácilmente.

Anuncios
Si la cosa funciona y el nihilismo de Nietzsche

Si la cosa funciona y el nihilismo de Nietzsche

Nietzsche nunca leyó a Paulo Coelho y, creo, que nunca le hubiera gustado, pues el filósofo alemán no era amigo de asombrosas casualidades; para él todo es azar y, después, nada: sólo muerte. Y quien no se contentara con eso, incurría en un error.

Con ello Nietzsche inaugura el nihilismo: la única esperanza del ser humano es no tenerla.

Aquí os dejo el álter ego de Nietzsche en el cine: Woody Allen.

Aquellos años en que fuimos formidables o el nihilismo ya pasó

Aquellos años en que fuimos formidables o el nihilismo ya pasó

A pesar de sus inconsistencias, el pensamiento de Nietzsche tiene muchas cosas buenas. Una de ellas es su desprecio al hombre viejo: aquel que vive lamentándose eternamente por lo que pudo ser y no fue, por lo que tuvo y no retuvo. Dejemos atrás el inexistente pasado y continuemos.

 

Y cómo me convierto yo en Superhombre

Y cómo me convierto yo en Superhombre

Uno de los conceptos fundamentales del pensamiento de Nietzsche es el superhombre (en alemán, Übermensch). Para nuestro filósofo alemán, no se nace siendo superhombre, ni se trata de un atributo biológico que mejore la raza humana. Es más bien, así lo creo yo, una elección que implica quitarse cualquier lastre que nos impida recuperar la inocencia perdida.

Sí, ser o convertirse en un superhombre es ni más ni menos que volver a ser un niño.

Manual básico para ser un superhombre

Manual básico para ser un superhombre

Ya lo dijo Nietzsche, y Albert Einstein lo corroboró más tarde, el superhombre ni tiene cualidades especiales, ni es un superdotado ni es poseedor de grandes riquezas.

El único requisito para dejar atrás al hombre viejo, esclavo y desorientado por el nihilismo pasivo, es  guiarse sólo por su voluntad y dejar a un lado la razón.

Nietzsche o la filosofía de Superman

Nietzsche o la filosofía de Superman

Friedrich Nietzsche es, según palabras de los alocados de Muchacha Nui, “un culo inquieto”. Y creo que es una buena forma de definir su perfil filosófico.  Su interés por aprender desde su juventud fue amplísimo y su genio inigualable.

Sus orígenes no está ligados a la Filosofía, sino a la Teología (su madre quería que siguiera la tradición familiar) y a la Filología clásica, aunque ha pasado a la historia como es uno de los filósofos más importantes y controvertidos por la durísima crítica a la tradición filosófica anterior. Y con toda la razón recibe tales calificativos. Hemos mencionado varias veces, que todo filósofo siempre le lleva la contrario a otro para corregirle y matizar su pensamiento. Nietzsche es más drástico y radical: destruye todo, para empezar de cero.

Esa crítica conducirá a lo que se llamó nihilismo (que designa la ausencia o vacío que ha dejado todo lo anterior, todas las costumbres y dioses, y que hará sentir en el hombre una gran desorientación) y permitirá la aparición de una “clase” especial de hombres, Superhombre.

¿Quién es ese Superhombre? ¿Cómo surgirán? Aquí un anuncio alemán de cereales da una idea.